Cableoperadores pyme denuncian perjuicios por resolución del ENACOM

ACTUALIDAD 30 de enero de 2019 Por
Más lucro y mayor concentración en beneficio de las grandes empresas
grilla

La Cámara Argentina de Cableoperadores e Internet Pymes (CACPY) apunta contra la resolución 5160/2017 emitida por Ente Nacional de Comunicaciones

La normativa, publicada en el Boletín Oficial el 14 de diciembre de 2017, establece que la inclusión de las señales correspondientes a los servicios licenciatarios de televisión abierta queda sujeta a las condiciones convenidas entre las partes.

Según denuncia CACPY, esto afecta directamente a los pequeños y medianos operadores de cable que emiten canales de aire en su zona primaria .

La pymes y cooperativas que prestan el servicio en pequeñas localidades transmiten esas señales desde hace muchos años, y a partir de esta disposición oficial quedaron a merced de las empresas dueñas de las mismas.

A modo de ejemplo de una situación que se repite en distintos lugares del país, la entidad cita el caso de Cablesat TV, pyme que opera en las localidades cordobesas de Río Segundo y Pilar.

Según advierten, la empresa Viacom-Telefe, nueva propietaria de Canal 8 de Córdoba Capital, estaría pretendiendo cobrarle a ese cableoperador local por la emisión de dicha señal, que hasta el momento era gratuita.

Además de la afectación para la pequeña empresa local que debería empezar a pagar para mantener una de las principales pantallas de la provincia en su grilla, la "trampa" es que no tiene la alternativa de dejar de incluirla ya que está obligada por ley.

En un comunicado, Cablesat TV explica que por los términos de su licencia tiene "la obligación de difundir los canales de la televisión abierta de Córdoba como Canal 8, Canal 10 y Canal 12, por encontrarse Pilar y Río Segundo en la zona primaria de difusión de esos canales".

Pero a pesar de esta obligatoriedad, la pyme cordobesa no puede pagar yanuncia que de no llegar a un acuerdo con Viacom dejará de difundir el Canal 8 en su grilla analógica.

Este estado de situación le suma a las pequeñas y medianas empresas operadoras de cable otro problema a su sostenibilidad, que ya viene amenazada por los tarifazos, las subas de los costos operativos y la caída de sus abonados. 

La disyuntiva: pagar un precio desproporcionado y abusivo o quedarse sin uno o varios canales importantes, que si faltan hacen menos atractiva la grilla y pueden llevar a la pérdida de potenciales nuevos suscriptores y hasta de viejos clientes en manos de los grandes prestadores oligopólicos.

Además, en las poblaciones donde los únicos que prestan el servicio de televisión por cable son las pymes locales, se produce una afectación al derecho al acceso a la información para el público: si los canales de aire se caen de la pantalla de los cableoperadores que no pueden pagar por ellos, los vecinos quedan marginados de esos contenidos.

La medida es criticada, además de por la Cámara Argentina de Cableoperadores e Internet Pymes, por organizaciones, académicos y especialistas en comunicación que piden al ENACOM correcciones o excepciones urgentes para una herramienta que apunta a una mayor concentración del mercado y de la información.

Las respuestas las tienen Silvana Giudici, titular del Ente Nacional de Comunicaciones y el Gobierno Nacional, que en los tres años de gestión vienen favoreciendo claramente a los grandes grupos económicos que apoyan sus políticas a través de sus medios masivos de comunicación. 

Pablo Daniel Ovin

Periodista y comunicador social

Boletín de noticias